Los analistas esperaban en gran medida que los responsables de política mantuvieran sin cambios la tasa clave, la más alta entre todos los bancos centrales del mundo

(Foto: AP)
(Foto: AP)

El Banco Central de la República Argentina mantuvo la tasa de interés de referencia en el 40% debido a que las previsiones de inflación empeoraron tras la caída del peso.

Los analistas esperaban en gran medida que los responsables de política mantuvieran sin cambios la tasa clave, la más alta entre todos los bancos centrales del mundo. Los responsables de política también seguirán más atentamente los agregados monetarios y continuarán interviniendo en el mercado secundario de Lebac, dijo el banco.

La próxima decisión sobre la tasa será el 7 de agosto y, a partir de ese momento, se realizará una vez al mes, en lugar de dos veces al mes. El banco no anunció un nuevo marco de política monetaria, como prometió hacer en una declaración anterior. La decisión se publicó más de una hora después de la hora prevista.

“El BCRA mantendrá el actual sesgo contractivo de la política monetaria hasta que la trayectoria de la inflación, así como la inflación esperada, se alineen con la meta de diciembre 2019”, dijo el banco en el comunicado que acompañaba la decisión.

La inflación de Argentina no muestra signos de desaceleración tras la depreciación del peso del 32% en lo que va de año, lo que aumenta el coste de los bienes importados y las materias primas. Ahora se espera que los precios al consumidor suban un 30% en 2018, frente a un pronóstico inicial del 16,9% a comienzos de año, según la encuesta mensual de economistas del banco central.

Con la gestión del nuevo presidente del banco central, Luis Caputo, la institución se ha enfocado en reducir la cantidad de letras a corto plazo, conocidas como Lebacs, para frenar la volatilidad del peso. Desde el 21 de junio, también comenzó a vender US$100 millones diarios en el mercado de divisas que, según dice, se destinará a gastos presupuestarios. El peso a menudo reacciona a las subastas diarias de dólares.

El diferencial entre la tasa de recompra a siete días y el rendimiento de las Lebacs a 1 mes, que era del 52% la semana pasada, llevó a algunos economistas a pensar que Caputo podría eliminar la tasa de recompra y hacer de la tasa Lebac la principal herramienta de política monetaria. La tasa Lebac fue la tasa de referencia de Argentina hasta enero de 2017, cuando el anterior presidente del banco central, Federico Sturzenegger, – quien renunció en junio- cambió de estrategia.

Agencia Bloomberg

Fuente: EL COMERCIO

Share

Video Destacados

Ad will display in 09 seconds