Según fuentes del sector, la inflación lo golpeó y hay compañías que no tienen capacidad para hacer frente a los paquetes acordados. 

Crisis de Snow Travel: advierten que más empresas podrían tener problemas

La quiebra de Snow Travel podría ser la señal de una crisis más profunda que aqueja al negocio de los viajes de egresados. Fuentes empresariales le confirman a Clarín que entre tres y cinco agencias del sector tienen números en rojo y tampoco podrían cumplir con los acuerdos firmados para los viajes correspondientes a 2019 y 2020. Esta situación afectaría los contratos de más de 70 mil chicos en las próximas temporadas.

El pronóstico elaborado por actores que están en el núcleo de la industria turística es que todas las empresas que trabajen con menos de 10 mil estudiantes y hayan ofrecido acuerdos por menos de 40 mil pesos difícilmente podrán entregar a sus clientes lo prometido. “No van a llegar, no les van a dar los costos y lo saben, pero ahora están recaudando y con eso quieren mantener la rueda en marcha”, explica una voz del sector. “Los contratos de entre 35 y 40 mil pesos para el año que viene y el otro no cubren los costos”, sentencia. De acuerdo a números del mercado, el viaje de un estudiante toca los 40 mil pesos sin incluir el margen de ganancia.

La competencia por el mercado de la Cordillera se ha vuelto feroz en un contexto inflacionario que golpea de lleno los valores de la logística, indican. Entre 2014 y 2017 alrededor de 400 mil jóvenes de todo el país y países limítrofes visitaron el sur en el marco de la tradicional excursión de egresados. El sector mueve unos 6.000 millones de pesos anuales.

El rumor que habla de un reacomodo en las fichas del escenario es cada vez más fuerte en Bariloche. “Sólo las tres o cuatro grandes sobrevivirán, el resto no tiene capacidad para regular el precio de los paquetes”, anticipan. “La cifra real que una empresa debe cobrar en este momento es de 55 a 60 mil pesos. Si alguien está informando un valor de 35 mil por chico, no tiene ni para los traslados”, advierten voces calificadas. “Desde el principio sabían que no iban a poder cumplir”, dicen fuentes políticas en Río Negro con conocimiento del negocio.

Entre los padres hay temor y enojo. “Se presentaron algunas empresas para ofrecernos sus servicios, pero las cotejamos y tenían deudas”, le confirma a Clarín un padre cuyo hijo tenía el viaje acordado con Snow Travel. “Espero que la empresa que contratamos siga sólida, había padres que querían otra y me van a matar si no cumplen”, le cuenta una madre de un chico que viajará en 2019 por Travel Rock.

Los empresarios se quejan de que en los últimos tres años del gobierno de Cristina Kirchner soportaron una inflación de entre el 25% y el 30% anual y que la inflación se mantuvo en números altos durante la actual administración de Mauricio Macri. “Si un proveedor te cobraba en 2015 1.000 pesos por el equipo de ropa para la nieve, en 2017 ya costaba 1.600, pero vos habías firmado un contrato fijo. Para cuando tenés que traer a los chicos ya no te alcanza la plata”, explica una fuente del rubro en el sur.

“El negocio en Bariloche está cambiando, ha bajado en los últimos dos o tres años, más o menos un 30% anual. Las empresas que trabajamos con varios destinos vamos equiparando porque subieron los viajes al exterior”, indica el propietario de una agencia que trae alrededor de 5.000 estudiantes cada temporada.

Bariloche. Corresponsal

Claudio Andrade

Fuente: CLARIN

Share
Temas: Categorías: Argentina America Titulares

Video Destacados

Ad will display in 09 seconds