Las placas y medallas no estaban completas. FOTO TOMADA DE VIDEO
Las placas y medallas no estaban completas. FOTO TOMADA DE VIDEO

Sillas y placas para las conmemoraciones insuficientes, un sánduche con gaseosa de almuerzo y una logística aparentemente improvisada fue lo que, según las denuncias de los mismos soldados, dejó la ceremonia de despedida de 600 militares que culminaron su servicio a la patria en la Brigada XIII con sede en Bogotá.

Luego de 20 años, los soldados que despedían su carrera militar, llegaron con sus familias a la sede de la brigada, sin embargo se llevaron una amarga sorpresa cuando se dieron cuenta que el evento, en el que se esperaban un gran reconocimiento a su trabajo de 20 años en servicio al país, no tuvo nada que ver con lo que esperaban.

Daniel Fernando Escobar, uno de los soldados retirados habló con la W Radio y afirmó que no pensó que el último día en el Ejército “iba a ser el día más triste de mi vida, yo iba convencido que iba a ser feliz un día bonito con una ceremonia de gala, yo a mi Ejército lo llevo en mi corazón, pero fue el día más triste. Mi mamá llegó desde Boyacá y no había ni donde sentarla. Yo le pido a los generales que esto no puede seguir ocurriendo, los soldados de la patria no pueden ser maltratados de esa manera”.

Por su parte, en la misma emisora, el general Luis Mauricio Ospina, comandante de la Brigada XIII, pidió disculpas a los soldados y sus familias y afirmó que lo que ocurrió en el evento no debió pasar y que la idea es repetir la ceremonia con todas las garantías y lo que realmente merecen los soldados que terminaron sus servicios con el Ejército.

El comandante del Ejército, general Ricardo Gómez, afirmó que se investigará lo sucedido y se tendrán los correctivos necesarios para que no se vuelva a presentar una situación similar.

Ricardo Monsalve Gaviria

Fuente: EL COLOMBIANO

Share
Temas: Categorías: America Colombia

Video Destacados

Ad will display in 09 seconds