El vestuario vacila a Lenglet:

La salida de Clément Lenglet al Barcelona es inminente. El vestuario del Sevilla sabe que vive sus últimas horas con el francés como compañero de equipo. Los jugadores ya saben por el propio futbolista que se marcha al Barça, motivo por el cual el galo fue el gran protagonista de la sesión vespertina.

En los prolegómenos del entrenamientos, no faltaron bromas al respecto. Con Roque Mesa entre los más bromistas, los todavía compañeros de Lenglet le preguntaron si tenía pensado algo especial para su presentación. “¿Cuántos toques le vas a dar al balón?”, “¿Lo vas a coger con la mano?” o “Seguro que lo manda a la grada” fueron algunas de las lindezas que le dedicaron al defensa.

Luego, al inicio de la sesión, durante la habitual charla de Pablo Machín, el técnico sevillista dedicó unas palabras al francés. En su discurso, el técnico felicitó a Lenglet “por irse a un club incluso más grande que el Sevilla” y sus compañeros le dedicaron un aplauso. Luego vino el habitual pasillo con collejas y después, a entrenar. Eso sí, para no correr riesgos, Lenglet no participó en esta última sesión. Se quedó mirándola aparte mientras sus ya casi excompañeros se ejercitaban.

“Ya nos veremos en la Supercopa, ahora vamos a entrenar de verdad“, le dijeron Roque y otro compañero antes de ponerse manos a la obra. El 12 de agosto no habrá amigos sobre el campo.

Alberto Fernández

Fuente: MARCA

Share

Video Destacados

Ad will display in 09 seconds