Arrivabene y Raikkonen, en un GP de este año.
Arrivabene y Raikkonen, en un GP de este año. AFP

Maurizio Arrivabene, CEO de Ferrari, ha querido asumir en primera persona la delicada decisión de bajar a Kimi Raikkonen en 2019 para subir a Charles Leclerc desde Sauber. “Es bastante simple. Es importante ver la situación del equipo, de aquí a dos o tres años y eso es justificación suficiente para nuestra elección. Es lo mejor para Ferrari. Preferimos un piloto joven que pueda desarrollarse en el futuro y no es una cuestión de mirar sólo al año próximo, sino al futuro. Así justificamos nuestra elección” ha señalado taxativo el italiano.

Yo se lo comuniqué a Kimi y no trató de persuadirnos de lo contrario”

Se ha especulado con que Arrivabene era firme defensor del finlandés y que la corriente de prescindir de Raikkonen se impuso desde instancias superiores, algo que el director ejecutivo niega. “La tome yo. La relación con Kimi es buena. Para hacer mi trabajo adecuadamente traté de explicárselo y él no trato de persuadirnos de lo contrario. Él es un piloto profesional y nunca ha sido incorrecto. El momento correcto nunca se sabe cuál es el mejor”, ha comentado sobre Monza, el momento en el que comunicaron al piloto que no sería piloto.

No nos dió tiempo a dar órdenes en Monza, ya visteis lo que sucedió en la tercera curva”

Respecto a las órdenes de equipo y lo sucedido en la primera vuelta del GP de Italia, Arrivabene señala que “la única orden de equipo que les doy a mis pilotos es que traigan el coche sin ningún rasguño. El problema en Monza fue que no nos dio tiempo a dar órdenes de equipo, porque en la 3ª curva ya visteis lo que pasó”, dice con la ironía que le caracteriza.

Marco Canseco / Mónica del Valle

Fuente: MARCA

Share
Temas: Categorías: Deportes

Video Destacados

Ad will display in 09 seconds