El capitán francés, que cede el mando a Amelie Mauresmo en 2019, se mostró emocionado: “Estas victorias me llegan al corazón”.

Noah:

Yannick Noah, capitán de Copa Davis, tiró de sus jugadores y del público en el Stade Pierre-Mauroy para acercar a Francia a otra final, que le daría la posibilidad de repetir título antes de dejar su puesto a Amelie Mauresmo. En la rueda de prensa se mostró emocionado.

“Estas victorias me llegan al corazón. Pouille y Paire fueron a buscar la victoria en su interior. Estos partidos son muy mentales. Es mi última temporada en el mundo del tenis, y eso lo hace más especial. He pasado momentos muy emotivos con este equipo, soñábamos con ganar y defender nuestro título. Croacia va ganando también y podríamos jugar la final aquí. Eso es un sueño”, expuso.

“Espero que mi buena estrella siga, yo trato de aprovecharla. Pero hay que trabajar también y tener pasión. Pero hemos aprovechado la suerte de que no estuviera Nadal”, se congratuló.

“Yo crecí viendo la Davis, el público te da una energía tremenda. Envidiamos a los deportistas que juegan en equipo y esta competición te da la oportunidad. Hay que jugar por la gente, no sólo por ti mismo. Estamos orgullosos de ello y lo disfrutamos”, comentó.

“Pouille tenía el partido casi perdido, pero supo remontar los momentos difíciles. Hay pocos jugadores que pueden hacer eso”, destacó el capitán, que advirtió: “Debemos estar concentrados pese al 2-0”.

“En cuanto al dobles, es una gran suerte que ellos puedan decidir la eliminatoria. Benneteau se quedó fuera de la final del año pasado y hablamos de ello. Ahora tiene una oportunidad de bonita junto a Mahut de cerrar la eliminatoria”, contó sobre el partido del sábado.

Jesús Mínguez

Fuente: AS

Share
Temas: Categorías: Deportes

Video Destacados

Ad will display in 09 seconds