La actriz ha sido fotografiada en México con el exitoso empresario y cofundador de la plataforma española de alquiler de vehículos con conductor

Emma Watson estrena nueva pareja. La actriz, de 28 años, ha pasado página tras su última relación con el también intérprete Chord Overstreet, actor de la serie Glee, con quien se la relacionaba desde el mes de febrero y, ahora, parece que ha encontrado un nuevo amor. Se trata de Brendan Wallace, un exitoso empresario de 33 años y cofundador de Cabify, la plataforma española de alquiler de vehículos con conductor.

La protagonista de La bella y la bestia ha sido fotografiada junto a su nueva pareja el pasado sábado, en México, en un descanso del rodaje de la nueva versión de Mujercitas, donde la actriz comparte protagonismo con Meryl Streep o Laura Dern. En las imágenes, Watson y Wallace están en una terraza en actitud cariñosa mientras disfrutan de un refresco y abandonan juntos el restaurante.

Wallace es licenciado en Ciencias Políticas y Economía por la universidad de Princeton y se graduó en el máster de Administración de Empresas y Negocios MBA por la universidad de Standford, donde coincidió y se asoció en 2010 con Juan de Antonio, el español creador de la empresa de alquiler de vehículos con conductor Cabify. También es cofundador y socio de Fifth Wall, una compañía de inversión. Según el LlinkenIn de este exitoso empresario, Wallace comenzó su carrera trabajando en Goldman Sachs, uno de los bancos de inversión más grandes del mundo. Después se pasó al sector privado con The Blackstone Group, quien compró la cadena millonaria de los hoteles Hilton. Además, en 2014 creó Otter Rock Capital, que en su página web se presenta como una compañía que “invierte en empresas apasionantes, de rápido crecimiento y que se encuentran en su etapa inicial”.

Esta no es la primera pareja de la intérprete que se dedica al mundo de las empresas y negocios. Antes de salir con el actor de la serie Glee, Watson mantuvo una relación de dos años con el empresario y director ejecutivo de la compañía informática Medallia, con sede en Silicon Valley.

Watson siempre ha procurado llevar su vida privada alejada de los focos y, en más de una ocasión, ha asegurado que prefiere no hablar de sus relaciones para evitar que los paparazis la persigan y rompan la intimidad de sus parejas. “No puedo hablar de mi pareja en público y después esperar que no nos saquen fotos paseando por la calle”, confesó el año pasado en una entrevista con Vanity Fair. “He notado, sobre todo en Hollywood, que acudir con tu novio a una alfombra roja, de alguna manera le hace formar parte de todo esto. No me gustaría que la persona con la que estoy sintiera que está involucrado en una especie de circo”, añadió entonces.

El País

Fuente: EL PAÍS

Share
Temas: Categorías: Entretenimiento

Video Destacados

Ad will display in 09 seconds