Casado, ayer en Santa Pola, deposita unas flores en memoria de dos
Casado, ayer en Santa Pola, deposita unas flores en memoria de dos víctimas asesinadas por ETA en 2002. EFE

El presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, recriminó ayer al Gobierno que haya roto el consenso antiterrorista por acercar a presos de ETA al País Vasco. En una rueda de prensa tras reunirse en el Ministerio de Hacienda con su titular, María Jesús Montero, Feijóo explicó que cualquier decisión en materia antiterrorista debe llevarse a cabo “de acuerdo con pactos” que busquen “grandes consensos”. Y en relación con el traslado de los presos de ETA Olga Sanz Martín y Javier Moreno Ramajo, ya desvinculados de la organización terrorista, de la cárcel de Asturias a la de Basauri (Vizcaya), Feijóo lamentó que el Gobierno no haya consultado con otros partidos su política antiterrorista.

El presidente gallego puntualizó que España “acertó” cuando “derrotó a ETA con la ley”. Por esto, “cuando haya un gobierno que tenga una visión antiterrorista distinta, no debe adoptar nunca ninguna decisión que no tenga el visto bueno del otro partido”, y detalló que “cuando uno rompe un consenso, se equivoca”.

Mientras, el líder del PP, Pablo Casado, declaró que su grupo se opondrá “frontalmente” al acercamiento de presos de ETA al País Vasco y exigió al Gobierno que “no ceda al chantaje de aquellos que le apoyaron en la moción de censura vergonzante”, en referencia a “batasunos, al PNV y a los independentistas en Cataluña“.

Desde Santa Pola (Alicante), adonde acudió para rendir homenaje y depositar un ramo de flores en un monolito en recuerdo a las dos personas asesinadas por ETA en un atentado contra la casa-cuartel de esta villa marinera el 4 de agosto de 2002, el líder popular pidió al PSOE “que sea leal a lo que le pedimos los partidos mayoritarios”, y también recalcó que “ETA fue derrotada por la Policía, la Guardia Civil, la sociedad española, los jueces, la cooperación internacional y los cierres de las vías de financiación, sin dar nada a cambio, luego el acercamiento de presos no lo podemos aceptar”.

Las asociaciones de víctimas del terrorismo tuvieron una reacción mucho más tibia que Casado y Feijóo. La presidenta del Colectivo de Víctimas del Terrorismo (COVITE), Consuelo Ordóñez, aseguró que el traslado de los dos etarras a una prisión de Vizcaya “no es ninguna cesión” y “se ajusta a la ley porque cumplen todos los requisitos”. En la misma línea, Maite Araluce, la presidenta de la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT), insistió en que aunque el acercamiento de presos no es del agrado de las víctimas, “no nos podemos oponer”, aunque advirtió que estarán “vigilantes” para que los próximos acercamientos se hagan de forma “individualizada”.

ISABEL GARRIDO

Fuente: EL MUNDO

Share

Video Destacados

Ad will display in 09 seconds