El youtuber que llamó

Sergio Soler, conocido en las redes sociales como McGranBomba saltó a la fama en 2016 por grabar un vídeo en el que acercaba a un repartidor para preguntarle por una calle comercial y, tras recibir las indicaciones, el joven responde al repartidor llamándole “cara anchoa”, a lo que éste reacciona dándole una bofetada en la cara.

El juicio, que tuvo lugar a mediados del 2017, determinó que el repartidor debía pagar al youtuber 30 euros de multa por haberle pegado una bofetada.

Un youtuber llama “cara anchoa” a un repartidor y recibe un bofetón

El repartidor aseguró que sin duda iniciaría acciones legales por injurias y calumnias contra el alicantino que le llamó “cara anchoa”. Y, por los nuevos acontecimientos, está claro que no ha dado marcha atrás en sus intenciones iniciales.

Ahora, un juez ha fijado una fianza de medio millón de euros contra el conocido youtuber para indemnizar al demandante, quien ha alegado daño moral y psicológico por recibir insultos y a causa de la amplia difusión del vídeo en redes sociales, según ha informado Efe.

marca.com

Fuente: MARCA

Share

Video Destacados

Ad will display in 09 seconds