El pasado 28 de mayo Marcela Coronel, una enfermera de 33 años, fue asesinada en el interior de su propiedad, en la localidad bonaerense de Longchamps, luego de que su hija de un año y medio apareciera deambulando sola por una plaza de Burzaco, en el sur del Gran Buenos Aires.

Todo empezó cuando pequeña hija de Coronel, de un año y medio, fue encontrada sola, deambulando por una plaza en Burzaco, una localidad vecina en el partido de Almirante Brown. Parecía bien vestida y cuidada y estaba buscando a su mamá, por lo que en un primer momento se pensó que la había abandonado. Luego su padre, Gabriel Guevara, fue a buscarla a la Comisaría.

Habló el padre de los detenidos por el crimen de la enfermera en Lo 0

Como el relato del esposo de la víctima era sospechoso, la policía lo acompañó hasta su casa en la calle Roberto Arlt al 3700, donde encontraron el cadáver de su mujer envuelto en frazadas. Rápidamente la investigación apuntó a Guevara como principal sospechoso del homicidio.

“No entiendo cómo pasó todo eso. Yo me entero ayer por la mañana de que mi hija estaba perdida. Un amigo me avisó que en las redes sociales circulaba una foto de mi nena y me desesperé”, relató Gabriel. “Estoy a disposición de la Justicia para demostrarles que yo no fui”, afirmó el hombre, que aseguró que las cámaras de seguridad de su trabajo pueden demostrar que se encontraba ahí al momento del crimen.

Sin embargo, en los últimos días la Policía de la provincia de Buenos Aires lo detuvo tanto a él, que ya había sido imputado, como a su hermano Pablo Daniel Guevara. Gracias a declaraciones de testigos (entre ellos su padre) y el análisis de material fotográfico y fílmico, se pudo determinar que Pablo Daniel, hermano del esposo de la víctima, fue quien abandonó a la pequeña hija del matrimonio en las inmediaciones de las calles Buenos Aires y Humberto Primo de la localidad de Burzaco.

Daniel Guevara padre de 11 hijos -entre ellos Gabriel y Pablo Daniel- declaró el sábado entre las 11 y las 17 horas y tan solo unas pocas horas después la Policía efectuó las detenciones. “Estoy seguro que mi hijo Pablo la mató”, afirmó esta mañana en declaraciones a TN.

El padre de los hermanos -que están a disposición de la fiscal especializada en Violencia de Género de Lomas de Zamora, Marcela Juan- sostuvo que cree que Pablo Daniel “fue a robarle al hermano y la encontró a ella, que lo reconoció”. “Él sabía que su hermano a esa hora estaba trabajando. Es lo que pienso yo”, indicó el hombre, que sugirió que ante esa situación Pablo fue quien asfixió y golpeó con un hacha a Marcela.

Tenía problemas familiares y necesitaba plata”, remarcó Daniel sobre la hipótesis del robo y defendió la inocencia de su otro hijo, viudo de la enfermera. “A esa hora estaba trabajando”, dijo. Además, el hombre indicó que las sospechas empezaron recién días después del crimen.

Habló el padre de los detenidos por el crimen de la enfermera en Lo 1

“Empecé a ver indicios, nunca hablé con nadie de ellos, pero preguntaba ciertas cosas. El empezó a tener una actitud rara, venía a mi casa y se iba, como que quería averiguar qué había declarado cada uno”, explicó el hombre. “Mi señora lo vio después con un celular parecido al que tenía ella. Fuimos a la comisaría y se aclaró”, agregó.

“Cuando Gabriel se entera del video y que su hermano andaba mostrando un celular enloqueció. Quería ir a matar a su hermano. Fui yo el que lo senté y le dije, vamos a hacer las cosas como se tienen que hacer”, relató.

Habló el padre de los detenidos por el crimen de la enfermera en Lo 2

Daniel Guevara, en tanto, se refirió también a las acusaciones que realizó la hermana de la víctima en redes sociales donde puso una foto de la familia Guevara y sugirió que además de Gabriel y Pablo podría haber otro integrante de la familia involucrado en el crimen. “Ella tiene a su hermana en la tumba y la va a llorar”, dijo. “Yo metí a mi hijo en la tumba vivo y no sé si ella en mi lugar hubiera hecho lo mismo”.

Fuente: INFOBAE

Share

Video Destacados

Ad will display in 09 seconds