La crecida del Ebro ocasiona múltiples incidencias a su paso por Za 0

La punta de la crecida del río Ebro ha comenzado a llegar este domingo a la ciudad de Zaragoza, después de inundar miles de hectáreas y causar daños en infraestrcutras, mobiliario público y carreteras en los pueblos situados aguas arriba.

La avenida extraordinaria es similar a la de 2015 aunque un poco inferior y llega más lenta, con una altura media de 8,20 metros y un caudal cercano a los 2.600 m3 por segundo. En aquella ocasión inundó 22.000 hectáreas y murieorn ahogadas 10.000 cabezas de ganado. Ahora también se esperan daños incalculables y las primeras estimaciones hablan de unos 200 millones de pérdidas.

Con todo, el hecho más luctuosos ha sido la muerte del pastor Manuel Lázaro Diloy, de 38 años, que murió arrastrado por la corriente del río Grío, afluente del Jalón, mientras traba de salvar a sus ovejas, 120 de las cuales perecieron ahogadas.

La ministra de Agricultura y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, que ayer sábado estuvo en Zaragoza y visitó algunos de los pueblos afectados, anunció que el Gobierno va a declarar de “urgente actuación” las zonas inundadas.

La crecida ha comenzado a notarse ya esta mañana en la ciudad de Zaragoza y el caudal seguirá aumentando poco a poco durante todo el día, aproximándose a los seis metros de altura y un caudal cercano a los 2.300 m3 por segundo.

Miles de curiosos se han acercado a contemplar y fotografiar la fuerza del agua desde los puentes y las aceras en un día soleado.

Según ha informado la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE), al tratarse de un pico muy lento el caudal puede estar en relativo ascenso durante toda la jornada.

No obstante, Zaragoza lleva días preparándose para recibir la avenida extraordinaria y Policía Local, Bomberos, Protección Civil, Servicios Públicos, Infraestructuras y Servicios Sociales están movilizados para hacer frente a cualquier contingencia.

Basándose en los últimos datos de aforo recogidos en Tudela y en el nuevo modelo de previsión, la CHE calcula que el río llegará a alcanzar a su paso por la ciudad entre 5,6 y 5,9 metros. En cuanto al caudal, los técnicos hablan de una horquilla de entre 2.100 y 2.300 metros cúbicos por segundo.

A primera hora de este domingo el Ebro pasaba por Zaragoza con 5,28 metros de altura y 1.997 metros cúbicos por segundo, 13 centímetros y 70 metros cúbicos más que el sábado a la misma hora. El nivel del río sigue creciendo a la espera de la llegada de la punta de la avenida.

El desbordamiento del río ha obligado ya a doptar medida, como el desalojo preventivo de algunos vecinos de urbanizaciones de los barrios rurales de Movera y Peñaflor al igual que el día anterior se evacuó la residencia de ancianos de Monzalbarba.

Igualmente el agua ha anegado el acceso al barrio de Alfocea, por lo que el Ejército ha habilitado una entrada provisional por el campo de maniobras de San Gregorio y escolta a los vecinos que quieren entrar y salir del barrio rural.

Como medidas preventivas se ha suspendido el maratón y la carrera de 10 kilómetros que se iban a celebrar este domingo y para los que había más de 1.800 corredores inscritos. Se ha cerrado el Parque el Agua y se han cancelado todas las actividades programadas en dicho recinto durante el fin de semana, incluida una acampada de grupos de scouts, que han sido reubicados en el camping municipal.

Se han inundado varias instalaciones deportivas situadas en las riberas del Ebro, como el Club Natación Helios, el Tiro de Pichón o el Soto, que permanecen cerradas desde el viernes. También se han visto afectados un colegio y varios complejos hosteleros.

Igualmente la subida del nivel freático del río afecta a los garajes de los edificios más próximos al curso del Ebro, por lo que los Bomberos han recomendado sacar los vehículos de las plantas más bajas y retirar o poner en alto los objetos valiosos almacenados en los trasteros. Por este mismo problema, se ha clausurado el museo del Foro Romano.

Inquietud en los pueblos de la Ribera Baja

Además de en Zaragoza capital, el foco de la riada se ha trasladado ahora a los pueblos situados aguas abajo, donde la rotura de varias motas de contención han inundado miles de hectáreas y han comenzado los desalojos.

Así el operativo de emergencia y el Ayuntamiento de Pina de Ebro han decidido iniciar la evacuación preventiva de ancianos y personas impedidas. Igualmente ante un posible desalojo de la localidad, inicialmente descartado, se han movilizado ambulancias para poder sacar de sus casas a vecinos encamados o con problemas de movilidad.

Los responsables municipales han preparado un listado con las personas que podrían salir primero del pueblo en ambulancias. Cruz Roja se encarga de llevarlos a residencias de la capital aragonesa u otras poblaciones de la zona.

A primera hora de este domingo, se ha hecho un simulacro para preparar la coordinación de un desalojo general del municipio de pina de Ebro. No obstante, el Centro de Coordiación Operativa, reunido este mediodía, ha decidido no proceder a esta urgente medida, que volverá a valorar conforme avance el día y se aproxime la cresta de la avenida.

Según las últimas previsiones, la punta de la avenida llegará a Pina entre la tarde y la noche de este lunes. Al caudal que traerá el Ebro, unos 2.300 metros cúbicos por segundo, habrá que añadir el del río Gállego, actualmente, otros 200. Para tratar de contener el río, la Unidad Militar de Emergencia está reforzando las dos motas que protegen el casco urbano de la localidad ribereña.

España: Miles de curiosos se han acercado a contemplar y fotografiar la fuerza del agua desde los puentes y las aceras en un día soleado.

JAVIER ORTEGA

Fuente: EL MUNDO

Share

Video Destacados

Ad will display in 09 seconds